Alimentos horneados, fritos y empanados - Acrilamida

Para prevenir riesgos alimentarios por acrilamida es importante respetar unas normas temperatura durante la preparación de las comidas, que ayudan a garantizar que los alimentos sean seguros.

 

La acrilamida en alimentos puede aumentar el riesgo de desarrollar cáncer en consumidores de todas las edades.

 

Se puede ampliar información en: Agencia Española de Consumo, Seguridad alimentaria y Nutrición